El SAT restringe un área a fedatarios yucatecos

0
218

Dieciséis de ellos no podrán dar de alta a empresas

Por no renovarse en un programa especial del Registro Federal de Contribuyentes (RFC), más de 10 notarios de Yucatán ya no podrán registrar desde sus oficinas a las personas morales que constituyan, sino que los interesados tendrán que acudir personalmente ante las oficinas del SAT a hacerlo, dijo ayer Héctor Victoria Maldonado, presidente del Consejo de Notarios Públicos del Estado.

Recientemente se informó que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) canceló el registro de más de 1,000 fedatarios del país que les permitía dar de alta ante el RFC a nuevas empresas por medios remotos, y la lista incluye a más de una docena de notarios y corredores públicos de la entidad.

Entrevistado al respecto, al confirmar que entre esos 1,000 fedatarios dados de baja del programa hay 14 notarios y dos corredores públicos de Yucatán, Victoria Maldonado explicó que el programa de inscripción de personas morales a través de canales remotos se creó en 2002 por el SAT como una manera de facilitar el trámite.

“A lo largo de los años, el sistema fue cambiando hasta que en la actualidad se hace por internet y es una facilidad que se da a los contribuyentes, por eso actualmente, además del alta, ellos tienen que acudir al SAT para obtener su firma electrónica”, añadió.

El líder de los notarios precisó que en este año la resolución miscelánea introdujo la obligación de los fedatarios de renovar su autorización mediante solicitud en junio y julio, dependiendo de la primera letra del apellido del fedatario, y con motivo de esa renovación el SAT publicó una nota de las solicitudes.

Victoria Maldonado comentó que en su comunicado de prensa el SAT especifica las diversas causales de la no renovación, entre las cuales se encuentra la marcada con el número VII, que se refiere a que los fedatarios no presentaron su solicitud de renovación, es decir, se dieron de baja del programa en forma voluntaria.

“Como se ve en el listado en el apartado de Yucatán, todos los fedatarios se dieron de baja en forma voluntaria (causal VII) y no por irregularidades en su actuación”, precisó.

Al entrar en detalles sobre esa situación, el dirigente explicó que el efecto de esas bajas, en las que se incluye a dos notarios que ya no están en funciones uno por fallecimiento (Luis Vera Abad) y otro por incapacidad médica (Ángel Prieto Méndez, ex presidente del Tribunal Superior de Justicia), es que las altas tendrán que realizarse directo en el SAT.

También mencionó que en Yucatán existen otros fedatarios que sí solicitaron su renovación de autorización y está en proceso.

Desde la oficina

“El efecto es que estos notarios no podrán inscribir desde sus oficinas en el RFC a las personas morales que constituyan, sino que los interesados acudirán personalmente al SAT, pero todos ellos en funciones pueden continuar con la constitución de toda clase de sociedades civiles y mercantiles sin ningún obstáculo”, afirmó.

Además de los dos notarios que no están en funciones y aparecen entre los que no renovaron su participación en el programa, los otros que quedaron fuera son Fernando Castellanos Pacheco, Fernando Villanueva Jorge, Fernando Vales Tenreiro, Guibaldo Vargas Madrazo, Hugo Evia Bolio, Rafael Ramos Vázquez, Sergio Paredes Pino, Álvaro Baqueiro Cáceres, Jorge Correa Mena, Luis López Martín, Roger Méndez Lara, Pedro Solís Cano, Luis Pérez Orozco y Enrique Mendoza Cámara.